miércoles, 7 de abril de 2010

ALICIA GALLEGOS / El Mercader de Venecia

ALICIA GALLEGOS


EL MERCADER DE VENECIA




abrasa el abrazo,
chamusca la carne,
corroe.
No importa, te contengo y me sostengo.

Cortar el abrazo no implica
división exacta,
no es tu mitad la del amor perfecto,
ni mía la del odio.

La sangre circula en el abrazo y el corte es imposible.
Qué vale más?
Matar o ser matado?